domingo, 19 de junio de 2011

Hacia el fin del mundo - José Ignacio Valenzuela - Adelanto

Hola,
Hace tiempo ya que había escuchado sobre este libro. Entonces, como nunca me quedo tranquilo con lo que me interesan, he conseguido las primeras páginas del libro, y un adelanto que el autor ha subido a Facebook. Personalmente me gusta mucho la portada y ahora que veo la edición puedo decir que es increíble. Es muy agradable ese tema que parece tan ecológico y demás, sé que bebe estar relacionado con la historia.

Adelanto:

Ángela ingresó a la casa de Rosa tan confundida como cansada por todo lo que le había tocado vivir. El interior estaba en penumbras, y sumido en un hondo silencio. El quejido del suelo de madera la acompañó hasta la puerta cerrada de su dormitorio. Se detuvo, inquieta: no, la puerta no estaba cerrada. Estaba entreabierta. Y ella recordaba perfectamente haberla dejado incluso con el seguro puesto. ¿Habría entrado Rosa a dejarle un nuevo juego de toallas limpias? Empujó despacio, asomando con cierta inquietud la cabeza hacia el interior. Lo primero que llamó su atención fue el golpe de aire frío que le dio de lleno en el rostro, cosa que de inmediato le confirmó que algo malo había sucedido, puesto que el radiador de agua caliente mantenía una tibia y estable temperatura. Fue entonces que vio el estropicio en toda su dimensión: la ventana abierta de par en par, las cortinas batiéndose como banderas al viento; toda su ropa fuera de la maleta y esparcida por el suelo, lo mismo que las sábanas, el cobertor, y el contenido del ropero; la mochila yacía debajo de la cama, abierta y con evidentes signos de haber sido forzada. Ángela fue incapaz de reaccionar. Sólo atinó a buscar el libro de Rayén que Carlos Ule le había regalado, pero no lo vio por ninguna parte. Ratificó sus sospechas. Alguien le estaba siguiendo los pasos. Alguien no quería que siguiera investigando sobre la bruja. Se asomó por la ventana, pero lo único que consiguió fue asustarse con la imagen del espantapájaros que, desde su estática posición en el jardín, parecía reírse de ella con su boca hecha de cordel. No tuvo que pensarlo dos veces para comprender lo que había pasado: alguien no quería que leyera ese libro. Sacó el diario de vida de Ernesto Schmied de su bolsillo, y lo apretó con fuerza en su mano. Iba a tener que ser más hábil, más astuta, y sobre todo mucho más valiente de lo que estaba en sus planes.
-¡No tengo miedo! ¿Oyeron? ¡No les tengo miedo! –gritó rabiosa hacia el exterior.
Cuando escuchó apagarse su propio eco, rebotado mil veces contra algunos de los picos nevados de la cordillera que encajonaba Almahue, cerró la ventana de un golpe. Recién entonces se permitió reconocer el terror que la embargaba, y tembló ante el desafío que había lanzado al viento… y que estaba segura que alguien, fuera quien fuera, iba a venir a cobrárselo.





Espero poder leerlo pronto y contarles qué tal está. El libro ya está esperando a entrar en librería. He escuchado que de toda latinoamérica, aunque no lo tengo confirmado.

Hasta la próxima

4 comentarios:

Bam112 dijo...

Tiene buena pinta ya lo habia visto en las novedades de alfaguara y se me antoja mucho ojala pronto este disponible :)

Centinela dijo...

Pinta muy bien, la verdad. Me gustaría mucho hacerme con el *u*

Dramna dijo...

suena interesante, parece de misterio por el adelanto y las primeras paginas; hoy lo vi en una libreria, al parecer o eso me dijeron acababa de llegar; yo esperare a ver alguna reseña para darme una idea.

luis carlos dijo...

Hey q onda, si yo tambien me esperare a una reseña, de hecho lo vi en sams al mismo precio pero en tapa dura, me eh dado cuenta que les suelen llegar en tapa dura a un precio casi igual al de la regular